"Creemos en un Gobierno fuerte, dirigido a imagen y semejanza del Gobierno de Dios, que es un padre benevolente que ama al pueblo pero a la vez es severo". Eso es lo que esperan el cura y las dos monjas simpatizantes de Podemos que se han acercado a la Plaza de Vistalegre para mostrar su apoyo a Pablo Iglesias durante la Asamblea Ciudadana de la formación morada. Desean un líder "fuerte" pero a la vez "benevolente" y desean también "que el Señor le guíe". La Hermana Paloma, que proviene de la parroquia madrileña Nuestra Señora de Europa, ha añadido: "Creemos en Iglesias, creemos en la Iglesia y nos parece fascinante verdaderametne ver cómo se mueve la juventud y cómo está preocupada por cambiar el mundo. Grandes sueños", sentenciaba


No hay comentarios:

Publicar un comentario