10 inmigrantes agreden a la dueña de una tienda por no querer vender una TV por debajo de su precio


Cuando tratamos temas relacionados con la inmigración siempre nos encontramos con una realidad que supera la ficción. Es el caso ocurrido en Cortrique, Bélgica, una nueva muestra de lo que está ocurriendo en Europa.

Dos mujeres africanas entran en una tienda de la localidad con la pretensión de comprar un televisor, pero como no tenían dinero suficiente, exigen a la propietaria que se lo venda más barato. La dueña del negocio se niega en redondo y es entonces cuando aparecen 10 africanos que golpearon a la propietaria que fue ingresada en el hospital con magulladuras y un hombro dislocado, y destrozan su local.

Ver la noticia en Focus |WTN


0 comentarios